SUSCRÍBASE AL BOLETÍN DE NOTICIAS

Reciba las últimas actualizaciones de Pictet Para Ti

Mercados

Nuevos espacios de trabajo

La evolución y el futuro del coworking en España

Mayo 2019

El término coworking (cotrabajo) se refiere a espacios de trabajo colaborativos. Son oficinas en las que diferentes personas, normalmente emprendedores o pequeñas empresas, trabajan juntas. De este modo, en un mismo espacio conviven profesionales de distintos sectores.

El estallido de la crisis económica en 2008 propició el auge de los espacios de coworking. Las empresas españolas buscaban recortar gastos, al tiempo que el desempleo repuntaba. Este modelo triunfó como entorno para quienes decidieron emprender ante la situación económica.

En este contexto, tanto empleados por teletrabajo como autónomos buscaron oficinas equipadas y baratas. Y encontraron un entorno de trabajo en el que interactuar y compartir experiencias con otros profesionales.

Más inversiones y contrataciones

Las inversiones en este tipo de espacios se han disparado en España en los últimos años. De hecho, la consultora Savills Aguirre Newman cree que en 2030 supondrán el 30% del mercado de oficinas en España. Además, las principales empresas de coworking ya contemplan inversiones de más de 70 millones en los próximos años.

Entre 2013 y 2017 se incrementó un 246% el número de metros cuadrados contratados de estos espacios en Madrid y Barcelona, según la consultora JLL. Además, la contratación de espacios de coworking se triplicó en 2018 en ambas ciudades con respecto al año anterior, según la consultora Cushman & Wakefield.

Los motivos del éxito

En 2018, más de 2,3 millones de personas recurrieron a este tipo de oficinas en todo el mundo. En España ya hay más de 900 oficinas flexibles, según el directorio de Coworking Spain.


Los expertos atribuyen el éxito del cotrabajo a diferentes motivos. Por un lado, al ahorro de costes para empresarios y emprendedores. Muchas compañías y autónomos vieron en el coworking una forma de evitar el desembolso que supone el alquiler y acondicionamiento de una oficina tradicional. Por otro lado, a las sinergias que genera y al ambiente de colaboración y creatividad que consigue.

PICTET_infografía_coworking (1).jpg



Según opina JLL en su informe Disruption or Distraction, el éxito del cotrabajo se debe a «su diseño, sus equipamientos y su cultura», que consiguen «una mejora de la colaboración, la apertura, el intercambio de conocimiento, la innovación y la experiencia del usuario».

Las ventajas de las oficinas flexibles

Las principales virtudes de este tipo de espacios de trabajo, además del ahorro, tienen que ver con la flexibilidad y el sentimiento de comunidad. Por un lado, permiten a los trabajadores elegir sus propios horarios y qué servicios se adaptan mejor a su actividad. Esta flexibilidad se convierte en un argumento de peso a la hora de captar talento.

Por otro lado, las relaciones profesionales que se crean por el contacto en el espacio de trabajo se traducen en una mayor creatividad. Y, además, elimina el aislamiento que muchas veces se sufre con el teletrabajo.

Las ciudades con mayor crecimiento

Los dos grandes núcleos en España son Madrid y Barcelona. Ambas ciudades, según Cushman & Wakefield, sumaron en 2018 más de 90.000 metros cuadrados de oficinas flexibles. De los más de 900 espacios de coworking que hay en España, el 50% se encuentran en Madrid y en Barcelona.

Sin embargo, la tendencia creciente de estos espacios ya está asentada en otras ciudades del país, como Sevilla, Bilbao, Málaga, Toledo o Valencia.

El futuro de las oficinas flexibles

Las previsiones de crecimiento que se vaticinaban hace algunos años se mantienen hoy. La consultora JLL predecía ya en 2015 que en el año 2030 los espacios flexibles podrían alcanzar el 30% de algunas carteras inmobiliarias corporativas. En su último informe, de 2018, mantienen que ese dato será real.

Aunque fueron los autónomos y las startups los que lanzaron el concepto de coworking, los expertos del sector creen que las grandes empresas serán las que lo impulsen en los próximos años, en el contexto de las Smart Cities.