Educación financiera

Las finanzas comportamentales en 5 puntos

Febrero 2018

Se trata de una rama de la economía, las finanzas y la psicología. Parte de la hipótesis de que las personas no son completamente racionales ni los mercados del todo eficientes, y estudia los patrones de comportamiento sociales e individuales en los mercados.

Una mezcla de economía, finanzas y psicología. Aunque los primeros esbozos ya se observaron hacia finales del siglo XVIII con Adam Smith, ha sido sobre todo en las últimas décadas cuando se han registrado más publicaciones y estudios sobre las llamadas finanzas comportamentalse, del comportamiento o conductales. Como se infiere de su nombre, su objetivo es comprender los comportamientos de los mercados financieros en relación con los patrones de comportamiento de la sociedad y de cada individuo. En concreto, parte de la hipótesis de que las personas no son completamente racionales ni los mercados del todo eficientes. Estos 5 punto te ayudarán a entender qué son la finanzas comporamentales.

  1. Las emociones
    Miedo, inseguridad, avidez, orgullo, preocupación. Estas son algunas de las emociones que pueden influir en las decisiones de los inversores. Sobre todo en las fases más intensas de las contrataciones, las emociones pueden llevarte a tomar decisiones irracionales. El recuerdo de decisiones equivocadas también puede influir en las estrategias futuras.
  2. Cómo se influye en las decisiones
    Como hemos comentado, a veces las decisiones pueden tomarse en función de evidencias empíricas que no poseen una construcción racional, sino que están influidas por las experiencias pasadas. Este error de tipo inductivo puede llevarnos a adoptar una mala decisión en el mercado y a perder mucho dinero. Este caso se atribuye a una de las materias principales de las finanzas comportamentales: la heurística. Otra temática muy estudiada y debatida es el planteamiento: las decisiones de inversión pueden verse influidas por la manera en que se han presentado a la persona que deba dar la aprobación definitiva. Otro ejemplo es el «efecto rebaño»: si la mayor parte de los operadores toma una decisión, me siento más respaldado a la hora de tomar la misma decisión.
  3. Errores cognitivos
    Otro ámbito estudiado por las finanzas comportamentales son los errores cognitivos. A diferencia de lo que sucede con las emociones, en este caso la mente razona de manera racional, pero puede caer en errores como una seguridad excesiva o un optimismo excesivo, o como la ilusión de tener el control sobre fenómenos que en realidad son incontrolables. También influye la convicción de querer mantener el statu quo simplemente porque en realidad no se está dispuesto a afrontar un cambio estratégico.
  4. Deficiencias del mercado
    Puede suceder que los mercados se muevan de manera irracional y, sobre todo, de manera deficiente. Las motivaciones pueden ser muchas: desde valoraciones equivocadas de los precios hasta anomalías en las rentabilidades de las inversiones, o el descubrimiento de procesos de toma de decisiones no del todo racionales. Todas estas deficiencias se deben por lo general a irregularidades del comportamiento de los actores implicados, pero a nivel de comunidad y no del individuo, porque las decisiones individuales no pueden tener una influencia tan amplia.
  5. Pérdidas frente a beneficios
    La aversión a las pérdidas es una temática que ya ha sido analizada varias veces por los estudiosos de las finanzas comportamentales. Según una teoría aceptada por muchos, esta aversión es tan fuerte que una pérdida pesa 2,5 veces más que un beneficio de cantidad equivalente. Además, si el inversor ya ha experimentado una pérdida, puede dejarse llevar por la tentación de arriesgar para recuperar rápidamente la misma posición, un poco como pasa con los juegos de azar: una actitud que, en general, solo empeora las pérdidas.