SUSCRÍBASE AL BOLETÍN DE NOTICIAS

Reciba las últimas actualizaciones de Pictet Para Ti

Mercados

El impacto de la quiebra de Thomas Cook en el sector turístico español

Enero 2020

El sector de turismo en España se prepara para las consecuencias que puede traer la quiebra de Thomas Cook.

Tanto la Confederación Española de Agencias de Viajes (CEAV) como la patronal Exceltur y el mismo Gobierno prevén un fuerte impacto sobre el sector turístico nacional y la economía española por la quiebra de la que era la segunda agencia de viajes más importante del mundo.

Las primeras reacciones

La CEAV hacía ya, a 26 de septiembre, una primera valoración del impacto inmediato y las posibles repercusiones futuras de la quiebra del turoperador británico. De su comunicado se destacan varios puntos importantes:

- Ni las 8.500 agencias emisoras ni las OATS españolas se ven afectadas directamente.

- La quiebra no ha afectado a los consumidores españoles en general, salvo a aquellos residentes en el Reino Unido.

- Las zonas principalmente afectadas son Baleares y Canarias donde la caída de este gigante puede afectar a deudas con hoteles, 29 en Baleares y 20 en Canarias, y a más de 13.500 trabajadores. Ello se debe a la importante presencia del turoperador en las islas: de los 3,6 millones de viajeros que movía Thomas Cook anualmente, 3,2 tenían estos destinos.

- Otras zonas afectadas, aunque en menor medida, son Cataluña, Valencia y Andalucía.

Por su parte, Exceltur, en su Balance empresarial del tercer trimestre (Verano) 2019 incluye algunas estimaciones de esta incidencia y sus repercusiones posibles a futuro.

Así, el informe comienza reflejando el dato optimista de un importante repunte del PIB turístico del 1,9% hasta el mes de agosto, último mes del trimestre objeto del estudio. Pero la caída de Thomas Cook en septiembre sembraba una gran incertidumbre respecto a sus posibles repercusiones inmediatas sobre el cuarto trimestre del año.

La primera consecuencia de esto, según el citado informe de la patronal, es la importante desaceleración en la creación de empleo en el sector turístico que se produce desde septiembre, con una caída del +3,7% al +3,2% en el número de nuevos afiliados a la Seguridad Social.

Desaceleración que entre otras causas atribuyen a la caída del turoperador y la incertidumbre en torno al Brexit.

Las previsiones de Exceltur para el cuarto trimestre vaticinaban una ralentización de la afluencia de turistas extranjeros a España y un estancamiento de los ingresos por este concepto. Y con especial incidencia en Canarias, ya que para las islas es temporada alta debido a la afluencia tradicional del turismo inglés en esas fechas.

Medidas tomadas

Las medidas correctoras tomadas por el gobierno han tenido carácter de urgencia con el primer objetivo de paliar el efecto de la deuda no cobrada por los hoteles, que ascendía a 200 millones de euros. De esta manera, y por Real Decreto Ley 12/2019 de 11 de octubre, se habilita un primer plan de choque con una dotación de 200 millones de euros del ICO. A esta cantidad se le añaden otros 500 millones, del Fondo Financiero del Estado para la Competitividad Turística (FOTIC), en créditos destinados a la inversión en mejoras que corrijan la dependencia de muchas empresas del turoperador.

Repercusiones sobre la afluencia del turismo

A pesar de que muchos de los viajeros que venían mediante este turoperador no van a tener problemas para contratar sus viajes a través de otros, la realidad es que para el importante turismo británico España es un destino cada vez menos atractivo. Esto se debe a la delicada situación derivada del Brexit y a su posible salida de la UE, lo que provocará un encarecimiento de estos viajes.

Así lo prevé el informe de Exceltur citado, con una caída de viajes, pernoctaciones, visitas y gasto que en realidad ya se producía. La patronal atribuye el repunte del trimestre de verano a un incremento del turismo nacional, que compensó el descenso de afluencia británica.